Primavera

PRIMAVERA

Ya ha llegado la primavera, con ella las alergias, el sueño y la depresión primaveral, pero no solo eso, ha llegado ese entretiempo estupendo, con más horas de luz, esa sensación de que el verano se acerca lentamente y que la sangre altera y esa época en que las flores empiezan a despertar.

NATURA PRESERVADA

Antes de explicaros mis historias con las flores, quería hablaros del descubrimiento reciente que he hecho. Y es que hoy, en la sección plantacow, os habéis salvado de que os explique los cuidados y la etimología de una planta.

El otro día, de camino a Home Work, encontré una tienda con flores que parecían secas, pero al mismo tiempo estaban hermosas y ahí es cuando descubrí las flores «eternas» o liofilizadas. En Amazonica, donde encontré estas flores, te lo explican mejor que yo.

Así que si queréis decorar interiores sin luz natural con un producto 100% natural y perecedero, ya existe la solución.

La química de los vegetales

¿Os habéis preguntado porqué las flores florecen en primavera? Ajá, seguro que no.

No os explicaré el complicado funcionamiento de la química de los vegetales, porqué no tengo ni idea y lo que he leído, nos daría para hacer una tesis. Pero considerando que os hago el resumen del tema, vendría a ser una cosa así.

Las plantas reconocen la estación del año porqué perciben la temperatura y la duración del día a través de sus proteínas. Así que cuando llega la primavera se produce la vernalización, un proceso que hace que se desarrollen las proteínas necesarias para la floración.

Pero, ¿qué ocurre cuando la temperatura de nuestro mundo está variando por culpa del cambio climático? Que las plantas se pueden confundir de periodo.

No sabemos las consecuencias que eso puede tener, pero sí podemos observarlas para luego sacar conclusiones.

Ritme Natura

Indagando he encontrado Ritme Natura, un proyecto que quiere unir voluntarios que quieran apadrinar una planta o zona y anotar los cambios que ven a lo largo del año. El concepto es de cooperación ciudadana. Gracias a la ayuda de la gente, los científicos pueden tener más información para analizar e incluso descubrir nuevos resultados, que por sí solos no hubieran conseguido.

Es un proyecto que quiere demostrar como los ciudadanos pueden compartir datos sobre el medio ambiente y asumir un nuevo papel crucial en el seguimiento ambiental y la toma de decisiones. Chapeu.

By Adriana Fort